Portal de información de Suiza

Portal de información de Suiza

Your Gateway to Switzerland

Plantas y animales exóticos

Heracleum mantegazzianum (nueva ventana)

Heracleum mantegazzianum© IvanTortuga / flickr.com

La situación de muchas especies autóctonas amenazadas se deteriora, a la par que la aparición de plantas y animales «exóticos» en Suiza empieza a inquietar a biólogos y zoólogos. Fauna y flora exóticas amenazan con suplantar a las especies indígenas y, en ciertos casos, pueden incluso ser dañinos para las personas. Algunas especies exóticas no sólo compiten de manera agresiva con las especies nativas por el mismo espacio vital, sino que también son los causadores de la introducción y dispersión de enfermedades mortales.

 

Muchas especies intrusas deben su expansión territorial a la introducción intencionada o no intencionada del hombre. Las plantas se introdujeron para adornar los jardines, y los animales se importaron por su carne u otra calidad descomunal. Posteriormente, muchas plantas exóticas se han propagado incontroladamente, mientras que los animales escaparon, aprovechando un descuido de sus custodios. Otras especies, sin embargo, llegaron de forma «clandestina», encerradas en container o en pertenencias de pasajeros.

 

Otra causa es el cambio climático que favoreció la difusión de especies exóticas invasoras en latitudes hasta hace poco incompatibles.

 

Dos de las plantas indeseadas son: el acanto gigante (heracleum mantegazzianum), que es una hierba mala originaria del Cáucaso y del sudoeste de Asia que contribuye a la erosión de las riberas y cuya savia puede causar graves quemaduras y abrasamientos en la piel; y la ambrosía común (ambrosia artemisiifolia), que es una planta arbustiva procedente de Norteamérica y cuyos polen abundantes provocan alergias e incluso asma.

 

Son varios los animales invasores que se han extendido en Suiza. La ardilla gris americana se divulga desde la Italia septentrional hacia el norte y amenaza con erradicar a las ardillas autóctonas si no se hace nada. El cangrejo señal de Norteamérica, cuya carne es considerada una delicia, se descubrió en el norte de Suiza en 2001. Acarreó una enfermedad fúngica que pone en peligro a las especies aborígenes. Otro animal nocivo es el mosquito tigre de Asia. Es un potencial portador de enfermedades víricas y se descubrió por primera vez en Suiza en 2003.

 

Enlaces externos